¿Qué es el marketing experiencial y en qué se diferencia del marketing tradicional?

El CMO de Adobe define el marketing experiencial como “una interacción mutuamente beneficiosa entre el cliente y la marca en un compromiso de marca auténtico”. En lugar de presentar a las audiencias anuncios tradicionales y bidimensionales, el marketing experiencial crea eventos o reuniones. Es más un diálogo que una presentación, un intercambio genuino más que un lanzamiento.

Según EventTrack, el 65 por ciento de los consumidores dice que el marketing experiencial les ayuda a comprender mejor un producto o servicio. Además de eso, el 70 por ciento de los consumidores se convierten en clientes regulares después de asistir a un evento de marketing experiencial. Cuando un consumidor está completamente inmerso en la experiencia positiva de una marca, asociará esos sentimientos positivos con la propia marca, lo que aumentará las posibilidades de que vuelva a comprar en el futuro.

 

Una demografía sorprendente

 

Aunque los Millennials están a punto de convertirse en la generación viva más grande del primer mundo, no están solos en preferir el marketing experiencial a la publicidad no participativa. Baby Boomers y Gen X también son parciales.

Recuerda, no se trata solo de crear experiencias impresionantes sin conexión. El marketing experiencial efectivo combina eventos en tiempo real con acciones en línea, incluso cuando promociona algo para las generaciones anteriores. Está buscando establecer relaciones duraderas con los clientes, conexiones que crecen más allá del evento.

 

Las marcas también se benefician

 

Si bien en el marketing experiencial los protagonistas son los consumidores y asistentes, los especialistas en marketing también pueden aprender de la experiencia. Según Bizzabo, el 80 por ciento de los profesionales de marketing creen que los eventos en vivo son críticos para el éxito de su compañía.

Del mismo modo, el 95 por ciento de los profesionales de marketing están de acuerdo en que los eventos en vivo brindan a los asistentes una valiosa oportunidad para establecer conexiones personales en un mundo cada vez más digital.

Cualquier empresa, grande o pequeña, puede utilizar el marketing experiencial para influir significativamente en sus consumidores y causar un impacto en su audiencia en general. Interactuar con los clientes cara a cara crea una asociación basada en la confianza y el entendimiento mutuo. La gente tiende anhela conectar con otras personas y descubrir nuevas experiencias. El marketing experiencial aprovecha esta necesidad fundamental tanto para los consumidores como para las empresas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *